DE DAVID DEVESA… EN LOS CAFÉS DEL MELIÁ: “En los partidos hay palmeros y enemigos. Y eso no es así”.

Otra pasada de políticos por “Los cafés del Meliá”. Esta vez el café fue para un intento de verso suelto del PP local: David Devesa, concejal popular que reivindica renovación en el partido… y que desde Alicante y Valencia pasan mucho de acceder.

David Devesa

David Devesa  (Foto M Ayús)

David es hijo de Domingo Devesa (y sobrino de Pere Joan), un amigo de los de verdad que se nos fue por culpa de un cáncer. Ya con esa tarjeta de presentación, sobra todo. La de tardes de dominó y güisquis de sano contubernio que pasamos. Y qué claro lo tenía todo.

Bueno, pues David Devesa, abogado (U Alicante), con máster en el Instituto de Empresa (Madrid) y cuatro años en PwC (Madrid), y despachos hoy en Benidorm y Valencia, más su participación familiar en un importante grupo hotelero local, entró -él dijo “entré”- “en la listas del PP local pidiendo renovación”… y ahí le han dado; y más con la que ha caído. “Todo ciclo tiene su tiempo; Benidorm necesita otras cosas”.

Pero es que David se ganó a pulso que de cara a las últimas elecciones municipales le salieran varias novias: todos lo querían. “Por afinidad”, así nos lo dijo, se unió al Partido Popular y en sus listas fue. 11-11-3 fue aquél resultado que por 160 votos dio la ventaja al PSPV sobre el PP… y aquí, así, estuvimos más de un año de desparrame hasta que los 3 concejales de Gema Amor (ex PP) ganaron el corazón de Agustín Navarro (PSPV) y éste sigue en la alcaldía… aunque su nº2, Juan Ángel Ferrer, ha cogido el portante electoral, que no para la vida civil, y sigue como “no adscrito”. Ferrer vendrá una tarde de estas a tomar café. Es que nos va esto de los políticos; y estamos aún en 2013…

Nos contó David que entró en política “por una razón épica”. No necesita lo de la política, y quiere apostar fuerte por un proyecto de renovación “que no va contra nadie”.

Pero es un clamor, en buena parte del partido, que no encuentra eco en los órganos directivos… y el plazo acaba en marzo, “cuentan los periódicos”.

Que esa es otra: “todo lo que sé es por la prensa”. Demencial.

Se mostró ciertamente pesimista: “Esto no tiene pinta da arreglarse”. Pero ni tira la toalla, ni se va: “quiero que se vote”… y… “aceptaré el resultado”. “Democracia interna”, sentenció; y nos confesó estar muy comprometido; que por nada ni por nadie “voy a vender el proyecto” en el que ya están tantos. “Ovejas negras”, que -sin acritud- digo yo que dijo alguien de la tertulia, aunque… “tantos no podemos estar equivocados” que él respondió. “Haciendo partícipe a todos el mundo conseguiremos mucho más”, sentenció.

Sigue en marcha su #queremosvotar y se mostró muy satisfecho de la respuesta a la llamada de su candidatura. Hoy mismo leo en la prensa que a sus seguidores “se les agota la paciencia”. Y a tenor de lo que se cuece en las redes, pues tuitean que no vean, de paciencia andan flojos

Puso un nombre sobre la mesa: “lo que pide la militancia es una renovación y Toni Pérez no la encarna”.

tertuliano en la tertulia

Tertulianos en la tertulia (Foto Mario Ayús)

Ahí, se mojó; pero señaló que como grupo político siguen codo a codo en su labor de oposición municipal. Cada cosa tiene su momento.

Se quejó, eso sí: “en los partidos hay palmeros y enemigos. Y eso no es así”. Cierto, los contrincantes siempre se ha dicho están en el partido contrario.

Partidario de las listas abiertas y de revisar tanto la Administración como la Función Pública, señaló que “si a los ciudadanos hay que pedirles esfuerzos, hay que darles a cambio mucho más”.

También hablamos de Benidorm en el ámbito municipal, no crean: lamentó aspectos de la escena urbana y apostó por buscar fórmulas público-privadas para actuaciones. Señaló que él persigue desarrollar un programa de ciudad que, por supuesto, necesita tener antes muy claro un modelo de ciudad. Y para eso quiere liderar al PP local.

Se le ve enormemente seguro, con los pies en la tierra: seguro de lo que hace y de lo que quiere. Derrocha energía y ganas, y tiene gancho… y seguidores. A lo mejor es que ya es el momento de medir fuerzas y acabar con esto. Es que, miren: oportunidades ha tenido de medrar y de acabar con todo dando un saltito; menudo colchón le hubieran puesto en Alicante y Valencia. Pero no ha querido. Tiene un buen concepto de Benidorm y quiere trabajar por Benidorm…

Y ya no se van a poner de acuerdo. Es hora de que escuchar la voz de las urnas y zanjar todo esto. Porque, ¿y si resulta que el sector oficialista gana?

Lo suyo es un signo de sana rebeldía; pero no quiere decir que las tenga todas consigo: “en los partidos hay palmeros y enemigos”.

Anuncios
Post a comment or leave a trackback: Trackback URL.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: