DE OTRA ISLA QUE SE LES HUNDE A LOS YANKEES; DE TANGIER ISLAND

Esta mañana me he dado de bruces con la alarma creada por el “anuncio” de la “inminente desaparición” de otra isla norteamericana engullida por el mar. ¡Cielos, qué problema!

Primero fue Kivalina que, considero, ya desmitificamos un poco. Ahora es Tangier Island… que desmitificaremos, espero. Sí, la cosa, en ambos casos, no es sólo achacable al aumento del nivel del mar, sino a la acción del hombre. Obviamente la variabilidad climática ayuda a engrandecer el problema.

Isla Tangier; Carta náutica

Isla Tangier; Carta náutica

La Isla Tangier es, en verdad, sólo una protuberancia pantanosa de no más de 4 metros de altura (en el punto más alto) sobre el nivel del mar que pertenecen a Virginia y que está frente al Lower Eastern Shore (Costa Baja Oriental; vamos, que poca defensa contra la acción del mar) de Maryland, en la Bahía de Chesapeake (o Bahía de Santa María, como la bautizó el primer europeo que la vio, el español Lucas Vázquez de Ayllón). Como digo, la Isla Tangier es Virginia (USA) en todo su esplendor, pero están enfrente de Maryland.

Hay por ahí, ahora, un video -que es de 2011- donde el alcalde de Tangier Island, James Eskridge (pescador de cangrejos azules de caparazón blando), cuenta lo de su terruño inundado y lo dura -y rentable- que les es la vida allí. Ahora ha vuelto a aparecer el vídeo (y la noticia) y ha puesto Tangier Island (Virginia, USA) en el mapa de los desastres naturales.

En la Bahía de Chesapeake desaguan ¡¡ciento cincuenta ríos!! -entre ellos, el Potomac que sale en todas las pelis con Washington DC como protagonista; bueno, el Potomac o el Anacostia, que ambos dos son los ríos de Washington- y hay un lío de corrientes en la dinámica marina de armas tomar (aguas dulce y salada) muy batida por el intenso tráfico naval. La Bahía de Chesapeake es famosa porque la recorrió -y cartografió- el capitán John Smith, el mismísimo John Smith de Pocahontas (nada que ver con la de Disney, faltaría más), porque de ella parte el Canal Intracostero Atlántico de los EEUU (Atlantic Intracoastal Waterway; AICWW, el “hoyo”) que une el Océano atlántico con el Golfo de México, y por muchas cosas más como, por ejemplo, la gran base aeronaval de Norfolk, con de 6 a 9 portaviones y todas sus unidades de apoyo y grupos de combate, y hasta con puertos comerciales de mucha importancia (en un estuario de 311 km de largo y entre 5 y 40 de ancho) como los de Newport News, Porstmouth y Baltimore. Vamos, que las hélices hacen lo suyo; las militares y las civiles.

1.TANGIER ISLAND - 1Total que entre ríos, tráfico y estuario se forman una serie de corrientes de guas dulces y saladas (a tenor de las mareas atlánticas) que mantiene más de 3’2 millones de hectáreas de pantanos de marea que se llaman, y que desarrollan una particular dinámica marina que viene alterando desde siempre el paisaje y sumergiendo y aflorando zonas de tierra. Desde comienzo del siglo XX varias de las islas existentes en la bahía han sido sumergidas por la acción marina y/o abandonadas por sus moradores. El Cuerpo de Ingenieros del Ejército de los EE.UU. tiene el tema bastante estudiado y desde hace años varias universidades (especialmente la de Maryland, sobre Chesapeake) trabajan sin descanso en intentar encontrar el patrón que siguen las corrientes marinas que están atacando muy seriamente toda la arenosa Costa Este de los EE.UU.

1.TANGIER ISLAND CRABBueno, pues mientras que las demás islas de la bahía han sido abandonados o “han perecido” sumergidas, Tangier Island (37º49’33’’N – 75º59’32”W; 3’2 km2 y 727 habitantes en el censo de 2010) se mantiene viva -con el agua al cuello, pero viva- porque es la capital mundial del cangrejo azul de caparazón blando (Soft-shell crab) y porque allí se consiguen unas sensacionales ostras. En aquellas marismas los pescadores capturan el cangrejo y lo mantienen vivo hasta que cambia el caparazón y cuando lo hacen lo trasladan enseguida a tierra firme y a los mejores restaurantes de la Costa Este.

Tangier Island aparece en la Lista Nacional de Lugares Históricos de los EE.UU por haber sido habitado por los indios Pocomoke (de la familia de los Algonquinos), por lo de John Smith, por su tradicional aislamiento del resto del continente y por su endogamia. Gracias a su aislamiento han mantenidos unas formas ancestrales del habla inglesa que están dispuestos a conservar. Es, aún en el siglo XXI, un  lugar remoto: enfrente sólo tiene a la Smith Island que es Refugio de Vida Salvaje de los EE.UU. Hoy en día Tangier Island -habitada por pescadores (de cangrejos y ostras)- se ha decantado por el turismo. Allí sólo se llega por barco o por avión, aunque disponen de TV por cable (¡faltaría más!) e Internet, que estamos en el XXI y ellos son de los EE.UU.

Tangier Island; Mapa  turístico

Tangier Island; Mapa
turístico

Tangier Island une su conjunto por puentes (construidos en los años 30) y la pantanosa zona norte, los Uppars, ya fue abandonada en 1928 porque la erosión se llevó por delante el terreno sólido donde se asentaban las casas. Vamos, que la cosa no es de hoy. A comienzos del XIX Tangier Island sumaba unas 5.000 hectáreas que eran muy productivas en sandías y criaban un pasto excelente para vacas; y ya era famosas por sus cangrejos azules. A finales de los años 90 del siglo XX apenas superaban las 750 hectáreas; hoy en día no llegamos a las 75 hectáreas de tierra firme. ¡Menos mal que se da bien el cangrejo!

El Cuerpo de Ingenieros del Ejército de los EEUU (USACE) les está construyendo una faja perimetral que estará finalizada en 2017 para preservar el terreno actual de la erosión de las corrientes, pero si esto falla, en cincuenta -o cien- años, la dinámica marina de la Bahía de Chesapeake, aliada con los últimos ciclones tropicales que han subido tan arriba, terminarán por anegar lo poco que queda… ¿y dónde vamos a criar esos cangrejos azules de caparazón blando?  La Comisión de Recursos Marinos de Virginia está en ello, pero ello parece que no está en posición de ser reversible por mor de la dinámica marina de la zona, por el intenso tráfico naval (muchas hélices generando un efecto de batida sobre las corrientes) y por las prácticas de los pescadores, especialmente los ostreros.

Lo más alto de Tangier Island. El depósito de agua y la torre de enlace por microondas

Lo más alto de Tangier Island. El depósito de agua y la torre de enlace por microondas

Hasta ahora, Tangier Island era más conocido por ser el sitio donde se estudió la Enfermedad de Tangier que por otra cosa. Es que una sociedad tan endogámica como aquella (apenas una dos docena de apellidos se repiten una y otra vez) ha generado una deficiencia genética, un trastorno hereditario muy poco común, que se manifiesta en una excesiva producción de HDL, el llamado “colesterol bueno”. Pero tanto colesterol bueno es malo y ocasiona un prematuro desarrollo de arterioesclerosis y de enfermedades cardiovasculares.

En fin, esperemos que le construyan la faja, que funciones y que sigan produciendo excelentes cangrejos azules de caparazón blando para deleite de paladares gastronómicos y de bolsillos de pescadores.

Pero que conste que lo de la isla obedece a la dinámica marina de la zona… que es cosa del hombre, sí.

Anuncios
Post a comment or leave a trackback: Trackback URL.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: